Seleccionar página

Te invitamos a que desde tu casa, junto a tu familia, te unas en oración con nosotros. Durante 12 horas, vamos a estar clamando por un rompimiento, creemos que vamos a ver la gloria de Dios en nuestras iglesias y en nuestras casas.

Notas Relacionadas